Este artículo es la continuación de Sociedad conyugal, los haberes propios de cada cónyuge, I Parte.

Como ya hemos visto, en la sociedad conyugal existe un patrimonio común al cual se le denomina “patrimonio social”,  a su vez éste  tiene un haber absoluto y un haber relativo y se complementa con la existencia de bienes propios de los cónyuges, esto es de un haber propio del marido y un haber propio de la mujer.

Nos toca ahora ver dentro de los haberes propios de cada cónyuge, la primera partida:

  • Bienes Inmuebles del cónyuge que se hayan adquirido al momento de formarse la sociedad conyugal.

Si bien es cierto que no hay disposición expresa en el código civil que señale que éstos bienes raíces forman parte del haber propio de cada cónyuge,  el Art. 1725 Nº 3 y 4 del código civil indica que el dinero, las cosas fungibles y las especies muebles que tienen los contrayentes al formarse la sociedad conyugal forman parte del haber relativo, a contrario sensu se deduce que los bienes inmuebles no ingresan al haber social.

Requisitos de esta partida:

    1. Se debe tratar de bienes inmuebles: de todo de lo que se constituye cosa inmuebles, por lo tanto podrán ser corporales o incorporales este último como el derecho real de dominio sobre un inmueble u otro derecho real distinto al dominio que recaiga sobre un bien raíz,  ej. de ello sería el usufructo. Puede ser inmueble por naturaleza, adhesión o destinación (categorías de inmueble). Puede ser de derecho pleno o nuda propiedad (usufructo persona distinta al cónyuge). Puede ser absoluto o derecho fiduciario siendo derecho absoluto aquel que no se pierde fiduciariamente y fiduciario si esta dispuesto a perderse al verificarse una condición. Puede ser derecho singular en que el titular sea una sola persona o ser plural en que el cónyuge tenga alguna cuota respecto de un inmueble que es común y se encuentre indiviso.
    2. Este bien inmueble debe pertenecer al cónyuge al momento en que se forma la sociedad conyugal.  El código civil atiende al momento en que operó el título y no al modo, la excepción se señala en el Art. 1736 nº 7 del código civil que señala:

      7. También pertenecerán al cónyuge los bienes que adquiera durante la sociedad en virtud de un acto o contrato cuya celebración se hubiere prometido con anterioridad a ella, siempre que la promesa conste de un instrumento público, o de instrumento privado cuya fecha sea oponible a terceros de acuerdo con el artículo 1703.”

Entonces para aterrizar un poco esto, si uno de los cónyuges compra un bien inmueble antes de formar la sociedad conyugal, e inscribe la propiedad durante la vigencia de la sociedad conyugal, la compraventa de ese bien  inmueble no es social sino que pertenece exclusivamente al cónyuge propietario. De igual forma si el título es una obligación como por ejemplo un contrato de promesa, el cual ha sido perfeccionado antes de la formación de la sociedad conyugal, el bien inmueble adquirido durante la sociedad conyugal le  pertenecerá al cónyuge siempre y cuando conste en un instrumento público, o de instrumento privado cuya fecha sea oponible a terceros de acuerdo con el artículo 1703 del código civil.

Para cualquier consulta relacionada con los haberes propios de cada cónyuge en la Sociedad Conyugal, por favor póngase en contacto con nosotros. Consúltenos gratis >

Otros artículos y sentencias que recomiendo: