El inc. 1° del artículo 345 del Código de Procedimiento Civil expresa que:  “Los documentos públicos otorgados fuera de Chile deben presentarse debidamente legalizados, y se entenderá que lo están cuando en ellos conste el carácter público y la verdad de las firmas de las personas que los han autorizado, atestiguadas ambas circunstancias por los funcionarios que, según las leyes o la práctica de cada país, deban acreditarlas.”

Ahora bien, la autenticidad de las firmas y el carácter de los funcionarios que han intervenido, se comprobará en Chile por alguno de los medios siguientes:

  1. El atestado del agente diplomático o consular chileno, acreditado en el país de donde el instrumento procede, y cuya firma se compruebe con el respectivo  certificado del Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile.
  2. El atestado de un agente diplomático o consular de una nación amiga acreditado en el mismo país, a falta de funcionario chileno, certificándose en este caso la firma por conducto del Ministerio de Relaciones Exteriores del país a que pertenezca el agente o del Ministro Diplomático de dicho país en Chile, y además por el Ministerio de Relaciones Exteriores de la República en ambos casos; y
  3. El atestado del agente diplomático acreditado en Chile por el Gobierno del país en donde se otorgó el instrumento, certificándose su firma por el Ministerio de Relaciones Exteriores de la República.

De igual modo, las autoridades de los países extranjeros exigen que los documentos públicos otorgados en Chile, estén legalizados, para hacerlos valer en el exterior.

Veamos esto a través del  ejemplo de una escritura pública que ha sido otorgada en el extranjero y que se quiere presentar en Chile, para ello será necesario:

  1. Que la firma del Notario autorizante sea certificada por la autoridad correspondiente de dicho país;
  2. A su vez la firma de dicha autoridad será certificada por el cónsul o agente diplomático chileno acreditado en el mismo país; y
  3. La firma de este último, deberá ser certificada por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile, por medio del funcionario que está a cargo de la Oficina de Legalizaciones.

Ahora de forma viceversa, si lo que se desea es presentar en el extranjero una escritura pública otorgada en Chile, será necesario:

  1. Certificar la firma del Notario por un funcionario del Ministerio de Justicia;
  2. A su vez la firma de éste por el funcionario encargado en el Ministerio de Relaciones Exteriores; y
  3. La firma de este último por el agente diplomático o consular acreditado en Chile por el gobierno del país donde se quiere presentar el documento.

No es necesario presentar una solicitud o realizar un trámite especial para proceder a las legalizaciones, basta llevar el documento a la oficina de legalizaciones de los Ministerios ya nombrados, acompañándolos de las estampillas de impuesto correspondientes a cada legalización.

Las autoridades chilenas competentes más frecuentes son:

Ministerio de Justicia
Oficina de Legalizaciones
Edificio Registro Civil y Pasaportes
Moneda 1155
Horario de atención: Lunes a Viernes de 9 a 14 hrs.

Ministerio de Educación
Oficina de Legalizaciones
Fráy Camilo Henriquez 262
(Metro Bustamante)
Horario de atención:  Lunes a Viernes de 9 a 16 hrs.

Ministerio de Relaciones Exteriores
Oficina de Legalizaciones
Agustinas 1320
Horario de atención: Lunes a Viernes de 9 a 14 hrs.

Otros artículos que recomiendo:

Formulario de contacto >

¿Necesita ayuda para la legalización de documentos chilenos o extranjeros?

En Derecho-Chile lo asesoramos, le ayudamos de la forma más rápida y al precio más económico del mercado, ¡consúltenos!

Formulario de contacto >